No se lo pierda
Inicio / Blog / Aipeh Miami le da la bienvenida a María Teresa Orozco de Triana

Aipeh Miami le da la bienvenida a María Teresa Orozco de Triana

María Teresa Orozco de Triana, hija del abogado, catedrático, escritor, poeta y, pintor Cartagenero, Rafael Orozco Martínez.

Cursó estudios en la Universidad Femenina de Cartagena, con grado en Dibujo Arquitectónico y, en Periodismo para el Desarrollo, en el Servicio de Aprendizaje SENA.

Luego del desempeño como Delineante de Arquitectura en el Departamento de Planos de la Alcaldía de Cartagena, incursiona como Coordinadora de Ediciones Especiales para el Periódico La República de Bogotá. También ejerció como ejecutiva de Ediciones Especiales para la Revista Cometa y Clase Infantil de Avianca y como coordinadora de Ediciones Especiales de la Revista Bogotá Empresarial.

Paralelo a las actividades en el Periodismo y la Literatura es pintora al óleo sobre lienzo con varias exposiciones tanto en Colombia como en la ciudad de Miami.

Cuenta con el libro Solo para dos, publicado para ECOE EDICIONES Bogotá, Colombia (Diciembre 2002).

También escribe cuentos infantiles, de los cuales nos comparte uno.

EL GATITO, EL VAGABUNDO Y EL LEÓN. 

Había una vez un gatito que lejos de su casa se encontraba perdido y caminando, caminando encontró en el camino a un perrito vagabundo que le preguntó:

¿Qué tienes, amiguito, que te veo tan triste y solo? Y el pequeño gato le respondió:

– Es que me encuentro perdido y no sé donde estoy y tampoco sé dónde es que yo vivo.

El perrito muy contento de encontrar un nuevo amigo le dijo:
-No te preocupes, amigo, que yo seguiré junto contigo y descubriremos muchos lugares desconocidos y encontraremos tu casa.

Y así lo hicieron los dos.

Caminaron y caminaron y de pronto se detuvieron. Ya no había casas ni carros, ni ruidos; era de noche y a la puerta de un gran bosque se encontraban el vagabundo y el gatito perdido.

El perrito, al fin y al cabo callejero, no le tuvo miedo a nada; ni a la noche ni al gran bosque donde los dos ya se encontraban metidos. Allí pasaron la noche cuando muy de mañanita los despierta un fuerte sonido !GROARRR!

¿Qué ocurre…qué es eso? Se preguntan asustados y al abrir sus ojos vieron a un grandísimo y peludo gato, que creían ellos sería, pero, qué equivocados estaban, pues… era el rey de la selva que molesto les rugía preguntando con enojo:

¿Qué hacen ustedes dos perturbando mi camino? El rey de la selva soy y les exijo que ahora mismo desalojen mis dominios, o los pondré a volar de un solo soplido o con mis poderosas garras muy lejos los he de lanzar.

El gatito irrumpió en llanto y creyendo que era su padre, al león se acercó y con el pelo de las patas sollozando, sus lágrimas enjugó. Y así fue como el rey león, enternecido por las lágrimas del pequeño, lo adoptó y en la selva lo crió como a su hijo menor. Entonces el vagabundo, al ver la situación, le preguntó al rey de la selva:

¿Puedo quedarme también con mi amiguito el gato? Déjeme por favor, pues ahora que lo encontré perdido, usted me lo va quitar.

Y el león le contestó:

-Ven con nosotros también, quédate aquí a jugar con tu amigo que yo voy a descansar…y así podrás compartir las delicias de este gran bosque para mí el mejor lugar.

Y COLORIN COLORADO EL CUENTO HA TERMINADO.

Y AHORA A DORMIR, NIÑOS, PARA QUE MUY DE MAÑANITA…SE PUEDAN LEVANTAR Y FELICES… A LA ESCUELA MARCHAR.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Te puede interesar

Aipeh Miami le da la bienvenida a Carlos Martínez Osorio (Carlos MOs)

Nací en Nueva York. No obstante, ...